Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

Los pacientes que les han practicado una prostatectomía presentan 2 básicamente problemas: impotencia e incontinencia urinaria. La prostatectomía radical produce una impotencia casi del 100% porque ha habido una resección de los nervios cavernosos. Otras técnicas como la resección transuretral de próstata y la prostatectomía retropúbica radical preservando nervios, la tasa de impotencia es del 17%. Los tratamientos disponibles para tratar la impotencia son sildenafilo, alprostadilo intracavernosa o intrauretral y la colocación de una prótesis de pene. El sildenafilo, inhibidor de la fosfodiesterasa tipo 5, impide la inactivación intracavernosa del GMP cíclico y potencia el efecto relajante del óxido nítrico en el músculo liso cavernoso. La posología recomendada es de 50 mg por vía oral 1 hora antes del acto sexual, el efecto dura hasta 4 horas. Según la tolerancia y efectividad la dosis puede aumentarse hasta 100 mg al día. Los efectos adversos son la aparición de cefalea, rubor y dispepsia. Está contraindicado en pacientes hipotensos, con insuficiencia hepática grave, historia reciente de accidente isquémico cerebral, infarto de miocardio y en aquellos que tengan trastornos hereditarios degenerativos de la retina (retinitis pigmentosa). El resto de tratamientos son la alternativa oral de sildenafilo. La incontinencia urinaria es frecuente en el 3-5% de los pacientes sometidos a cirugía. Tras la cirugía los pacientes pueden ser portadores de sonda vesical que debe ser retirada 2 o 3 semanas después. Algunos pacientes recuperan el control durante el primer año. La incontinencia tras la cirugía se debe a que se produce daño en el esfínter durante la propia intervención quirúrgica, provocando una incontinencia de estrés. Si la incontinencia es irreversible el tratamiento de elección es la cirugía o si el estado general del paciente no es bueno se coloca una sonda urinaria permanente o se utilizan colectores externos.
Palabras claves:
  • PROTESIS
  • SONDA
  • ALPROSTADILO
  • CONTRAINDICACIONES
  • POSOLOGIA
  • SILDENAFILO
  • PROSTACTETOMIA

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.