Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas, prevención, efectividad, cáncer de pulmnón antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota cefideracol lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma tratamiento cáncer farmacovigilancia anticoagulantes insuficiancia renal asma efectos secundarios Diabetes

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

La anticoncepción postcoital o de emergencia es la adopción de determinadas medidas, entre ellas farmacológicas, para prevenir un embarazo. Básicamente existen dos sistemas de anticoncepción postcoital: la implantación por parte de un ginecólogo (en los 5-10 días tras el coito sin protección) de un dispositivo intrauterino que libera localmente cobre, y los anticonceptivos hormonales o ""píldora del día después"" que deben emplearse en las 72 horas posteriores a la relación sexual (y preferentemente en las primeras 24 horas) Los anticonceptivos hormonales utilizados hoy en día son progestágenos puros en dosis mayores a las empleadas en combinaciones anticonceptivas con estrógenos. El progestágeno con más experiencia de uso (y el único comercializado en España con esta indicación) es el levonorgestrel, que se encuentra en el mercado en presentaciones de 0,75 mg, 2 comprimidos. El levonorgestrel tiene débil acción estrogénica y androgénica y es más efectivo en la prevención del embarazo cuanto antes se utilice (dentro de las 72 horas), observándose un mayor porcentaje de embarazos cuanto más tarde se administre. Deben administrarse dos dosis de 0,75 mg separadas 12 horas, acompañadas con comida y repitiendo la primera dosis si se produjeran vómitos durante las primeras 3 horas. Como reacciones adversas pueden aparecer nauseas, vómitos y hemorragias intermenstruales. Sólo debe emplearse en situaciones de emergencia y hay que recordar el derecho reconocido a las consideraciones ético-morales por parte del prescriptor o del dispensador pero también el derecho de la mujer ha recibir la información necesaria para satisfacer adecuadamente su demanda en las primeras 72 horas.
Palabras claves:
  • "píldora del día después"
  • dispositivo intrauterino
  • estrógenos
  • levonorgestrel
  • prevenir un embarazo.
  • progestágenos

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.