Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

Las náuseas y vómitos del postoperatorio (NVPO) suponen un coste adicional al proceso quirúrgico y son, después del dolor, la mayor preocupación del paciente que se somete a cirugía. De forma aislada ningún antiemético es capaz de resolver el problema y el uso rutinario en todos los pacientes quirúrgicos no es coste-efectivo. Por ello, se debe evaluar el riesgo, mediante escalas validadas, reducirlo en la medida de lo posible con medidas no farmacológicas y si aun así, las posibilidades de aparición exceden 10%, utilizar un abordaje multimodal con uno, dos o tres antieméticos de diferente mecanismo de acción, según la probabilidad de su aparición. Los factores de riesgo individual de presentar NVPO y que tienen demostrada una fuerte evidencia clínica son: el uso de opioides en el postoperatorio, la duración de la anestesia, el uso de anestésicos volátiles, los antecedentes de NVPO, y el ser no fumador. Con una muy fuerte evidencia clínica, el riesgo de padecer NVPO es mayor cuando usamos anestesia general que con técnicas regionales, y en los casos de género femenino. Existen tablas de riesgo de múltiples entradas que son capaces de predecir la probabilidad de NVPO en función del género, la edad, los antecedentes de NVPO y el hábito de fumar. Según el factor de riesgo obtenido, se utilizará el antiemético más adecuado: en pacientes con 0-1 factores de riesgo no se utilizará profilaxis y como medicación de rescate en caso de aparecer náuseas o vómitos, un anti 5HT3 + un antiemético diferente a la profilaxis. En pacientes con 2 factores de riesgo se utilizará como profilaxis dexametasona + anti 5HT3 y en pacientes con 3-4 factores de riesgo propofol + dexametasona + anti 5HT3. Como rescate para ambos se utilizaría otro antiemético diferente a la profilaxis. Recientemente se ha validado una escala de riesgo específica para pacientes pediátricos, que maneja cuatro factores de riesgo: duración de la cirugía 30 minutos o más, edad de 3 años o mayor, cirugía del estrabismo o historia previa de NVPO. La validez de la escala es similar a las desarrolladas para el adulto, y la asociación de uno, dos, tres o cuatro factores se asocia a una incidencia de 10%, 30%, 55% y 70%, respectivamente. Según el riesgo obtenido, la guía clínica de tratamiento nos indicará la profilaxis a utilizar: con riesgo <10% no se utiliza profilaxis y un anti 5 HT3 de rescate, con riesgo 10-30% la profilaxis será un anti 5HT3 + dimenhidrinato + perfenacina, con riesgo 30-60% se utilizará dexametasona + un anti 5HT3 y si el riesgo es >60% propofol + dexametasona + anti 5HT3. Para estos tres en los que sí se utiliza profilaxis el fármaco de rescate será uno diferente al utilizado como profilaxis.
Palabras claves:
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Postoperatorio
  • Profilaxis
  • Antieméticos
  • Escalas de riesgo

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.