Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

Las fracturas son una importante causa de invalidez entre las mujeres post-menopáusicas y suponen unos altos costes sanitarios asociados. Los bisfosfonatos orales (alendronato y risedronato) han demostrado que inhiben la resorción ósea y reducen el número de fracturas en mujeres con osteoporosis. Sin embargo, no siempre se consigue una adecuada adherencia al tratamiento y este hecho puede repercutir en la eficacia del mismo. La administración intravenosa de bisfosfonatos podría solventar este hecho. Se llevó a cabo un ensayo clínico randomizado, doble-ciego y controlado con placebo sobre mujeres con osteoporosis post-menopáusica. Las pacientes fueron randomizadas a recibir ácido zoledrónico (5 mg por vía intravenosa) anualmente durante 2 años o placebo. Todas las pacientes recibieron calcio oral (1000-1500 mg diarios) y vitamina D (400-1200 UI diarias). Se randomizaron un total de 7765 mujeres, de las cuales 3889 recibieron ácido zoledrónico y 3876 placebo. La variable principal fue la incidencia de nuevas fracturas vertebrales y de cadera a los tres años de seguimiento. El tratamiento con ácido zoledrónico redujo en un 70% la presencia de fracturas vertebrales (3,3% en el grupo de ácido zoledrónico frente a 10,9% en el grupo placebo; p<0,001) y en un 41% las fracturas de cadera (1,4% en el grupo de ácido zoledrónico frente a 2,5% en el grupo placebo; p=0,002). La incidencia global de efectos adversos fue similar en ambos grupos. No obstante, un 1,3% de pacientes que recibieron ácido zoledrónico presentaron aumentos en la creatinina sérica tras la administración del fármaco frente sólo un 0,4% de pacientes en el grupo placebo. Este aumento fue transitorio y en la evaluación a los 3 años de iniciar el tratamiento no se observaron diferencias entre ambos grupos. El número de pacientes que experimentó arritmias fue superior en el grupo de ácido zoledrónico (6,9%) frente al grupo placebo (5,3%). De éstos, 50 pacientes del grupo de ácido zoledrónico sufrieron fibrilación auricular frente a 20 del grupo placebo. No se describió ningún caso de osteonecrosis de mandíbula.
Palabras claves:
  • ácido zoledrónico
  • osteoporosis
  • fracturas
  • bisfosfonatos
  • efectos adversos

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.