Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

El carcinoma de células renales no es muy frecuente, representa sólo el 2,5% de todos los tipos de cáncer en Estados Unidos, sin embargo, tiene muy mal pronóstico ya que es un tipo de tumor poco sensible a la quimioterapia. La cirugía es la base del tratamiento de los tumores que quedan confinados en el riñón. Para los pacientes que presentan metástasis al diagnóstico (un 30%) el tratamiento se basa en citocinas como el interferon-a o la interleukina-2, consiguiendo una supervivencia media entre 12 y 17 meses. Temsirolimus es un inhibidor de la proteína m-TOR, una molécula implicada en las vías de señalización de crecimiento y proliferación celular. La inhibición de m-TOR provoca una parada en el ciclo celular y una inhibición de la angiogénesis. Se llevó a cabo un ensayo clínico fase 3 para comparar la eficacia y la seguridad de tres brazos de tratamiento en pacientes con carcinoma de células renales avanzado no tratados previamente. Se incluyeron a 626 pacientes que se randomizaron a recibir: temsirolimus 25 mg semanales por vía intravenosa, interferon-a 3 MUI tres veces por semana por vía subcutánea o bien la combinación de temsirolimus 15 mg semanales más interferon-a 6MUI tres veces por semana. La variable principal medida fue la supervivencia global. Ésta fue mayor en los pacientes que recibieron temsirolimus en monoterapia (10,9 meses) frentes a los que recibieron la combinación de fármacos (8,4 meses) y los que recibieron interferon-a en monoterapia. La combinación de interferon-a y temsirolimus no se tradujo en un aumento de la eficacia y se asoció a mayor frecuencia de efectos adversos.
Palabras claves:
  • temsirolimus
  • interferon-alfa
  • carcinoma renal

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.