Digest

 

La inflamación crónica producida por el factor de necrosis tumoral (TNF-alfa) y por otras citoquinas, que invade el intestino de los pacientes con enfermedad de Crohn, puede ser contrarrestada por anticuerpos monoclonales inhibidores del TNF-alfa como el infliximab. Este fármaco, neutraliza el efecto inflamatorio del TNF-alfa al inhibir su actividad, pero no hay demasiados datos que evidencien el mantenimiento de su efectividad en tratamientos superiores a 12 meses en pacientes con esta enfermedad. Por ello se ha realizado un ensayo retrospectivo sobre 198 pacientes con enfermedad de Crohn, que fueron tratados con infliximab durante al menos 30 meses, con el fin de evaluar y valorar la efectividad de esta terapia en estos pacientes a largo plazo. Los resultados mostraron que la tasa de mantenimiento de respuesta del fármaco a los 72 meses fue del 66,4% respecto de los individuos que inicialmente respondieron al tratamiento, y de un 58,2% de todos los pacientes tratados. También advirtieron que el uso simultáneo en el tratamiento de otros inmunomoduladores aumentaba la respuesta de mantenimiento en todos los pacientes tratados, especialmente si esta administración comenzaba por lo menos tres meses antes del inicio de tratamiento con infliximab. A su vez, también se constató que el hecho de ser fumador reducía el mantenimiento de la respuesta en los que habían respondido inicialmente.
Palabras claves:
  • Infliximab
  • Enfermedad de crohn

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.