Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

REGIMEN DIABETICO Y EL CONSUMO DE ALCOHOL: el alcohol no es un glúcido. Toma vías metabólicas propias y no interviene directamente en el metabolismo de los glúcidos; no obstante, reduce la neoglucogénesis. Su valor energético es de 7 kcal/g. El contenido en glúcidos de las bebidas alcohólicas es variable; por ej. es nulo para la mayoría de los vinos y de los alcoholes fuertes, pero alcanza 10 - 15 g/100 ml de los vinos cocidos o blancos blandos (cerveza cerca 5 g/100 ml). Así puede influir en el equilibrio de la diabetes. ALCOHOL A PEQUEÑAS DOSIS: varios estudios de cohorte muestran que la mortalidad global y la incidencia de las coronaropatías ha disminuído en caso de consumo de alcohol. Un consumo de un vaso standard (10 g de alcohol) parece aceptable. RIESGO DE HIPOGLUCEMIA: a veces el consumo de alcohol provoca hipoglucemias severas en los pacientes tratados con insulina o sulfamidas hipoglucemiantes. A veces los síntomas aparecen varias horas después del consumo y pueden confundirse con la ebriedad. Una guía práctica británica propone aconsejar no beber más de 2 a 3 vasos standard. ACIDOCETOSIS ALCOHOLICA: en general, la glucemia es poco alta, normal o baja y no debe confundirse con la acidocetosis diabética. La acidocetosis alcohólica necesita una rehidratación, pero no una insulinoterapia. COMPLICACIONES DE LA DIABETES: en caso de complicaciones de la diabetes, especialmente de neuropatías, en caso de enfermedad hepática, sea cual fuere la causa, o en caso de síndrome depresivo es prudente aconsejar la suspensión del alcohol.
Palabras claves:
  • diabetes
  • alcohol
  • neoglucogénesis

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.