Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

La espondilartritis anquilosante (SPA) es una enfermedad reumática inflamatoria crónica de origen desconocido. Afecta a las articulaciones sacro-ilíacas y a la espina dorsal y evoluciona por impulsos. Los hombres se ven afectados 2 a 3 veces más que las mujeres. Se diagnostica hacia 30 a 40 años. CLINICA: la destrucción progresiva de ciertas articulaciones y una rigidez de la columna son responsables de afecciones funcionales, a veces severas.Clínicamente, la SPA se manifiesta con dolores axiales principalmente lumbares y nalgares, dolores sacro-ilíacos bilaterales, dolores de las inserciones óseas de los tendones, de los ligamentos y de las cápsulas articulares. Los pacientes sufren una rigidez matinal y una limitación de movimientos de la espina dorsal. A veces se observan afecciones extra-articulares, en particular uveitis anteriores. OBJETIVOS DE LOS TRATAMIENTOS: disminuir los dolores y la rigidez articular y prevenir la aparición de la anquilosis y las deformaciones de las articulaciones. ELECCION DE LOS MEDICAMENTOS: tratamiento sintomático con antiinflamatorios no esteroideos (diclofenac, ibuprofeno o naproxeno; coxib no) y analgésicos como paracetamol. La eficacia de los AINES es limitada y disminuye con el tiempo. No está demostrado que tengan un efecto preventivo a largo plazo sobre la evolución del SPA. Los inmunodepresores anti-TNF alfa (adalimumab (HUMIRA), etanercept (ENBREL), infliximab (REMICADE)) permiten una modesta mejoría sintomática y funcional, pero su eficacia sólo está establecida a corto plazo. Exponen a efectos adversos, a veces graves (riesgos infecciosos graves, afecciones hematológicas, reacciones de hipersensibilidad, agravación de insuficiencia cardíaca, neumopatías intersticiales, etc.) En suma, los anti-TNF alfa son un recurso si fracasan tratamientos habituales. Las uveitis se tratan de manera sintomática: la atropina dilata la pupila y tiene efecto analgésico. Los corticoides se administran localmente en colirio o en inyecciones subconjuntivas.
Palabras claves:
  • Articulaciones
  • Dolor articular
  • Antiinflamatorios
  • Espondilartritis enquilosante

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.