Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

Las crisis de ausencia constituyen la forma más frecuente de crisis epilépticas en la infancia. Se caracteriza por una suspensión muy breve aunque frecuente de la conciencia, con una duración de 2 a 15 segundos, que se acompaña característicamente de episodios de mirada fija durante los cuales se presenta un cese en la actividad psíquica y motora. Entre los tratamientos en monoterapia más utilizados para las ausencias infantiles destacan la etoxusimida (en España no está indicada en menores de 18 años), el valproato y la lamotrigina. Se ha llevado a cabo un estudio randomizado, multicéntrico y doble ciego para evaluar la eficacia, tolerabilidad y efectos neuropsicológicos de estos fármacos, y determinar así cuál de ellos podría ser el tratamiento óptimo para niños con ausencias. Se seleccionaron a 453 niños y niñas de 2,5-13 años, recientemente diagnosticados de ausencia. Cada niño fue aleatoriamente asignado a recibir uno de los tratamientos. Las dosis diarias máximas fueron de 60 mg/kg (etosuximida y valproato) y 12 mg/kg (lamotrigina).A las 16 semanas se analizaron los resultados. La variable de valoración primaria fue la ausencia de convulsiones clínicas o electroencefalográficas. Se comprobó que los niños tratados con etosuximida y valproato presentaba mayor control de las convulsiones a la semana 16-20 (etosuximida 53%; valproato 58%) que los tratados con lamotrigina (29%). Las principales causas de fracaso terapéutico fueron la pérdida del control de la enfermedad (24%), que se observaba sobre todo en el grupo lamotrigina, y las reacciones adversas intolerables (22%). Ocho pacientes presentaron reacciones adversas graves al tratamiento, que requirieron hospitalización. De ellos, cuatro estaban tratados con etosuximida y dos con valproato y lamotrigina. Por lo tanto, la etosuximida y el valproato mostraban una eficacia significativamente superior a lamotrigina en niños con ausencias. Si bien estos tratamientos por regla general daban lugar a reacciones adversas más frecuentemente, éstas solían ser generalmente transitorias y no requerían discontinuar el tratamiento. Etosuximida además presentaba una mejora significativa sobre valproato, y era el que ocasionaba menores problemas relacionados con la atención de los niños, por lo que los autores lo consideraron el tratamiento de elección en niños con ausencia.
Palabras claves:
  • Ausencias infantiles
  • Etoxusimida
  • Valproato
  • Lamotrigina

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.