Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

La sibutramina aumenta de riesgo de sufrir episodios cardiovasculares en pacientes que sufren este tipo de enfermedades. La Agencia Europea del medicamento falla a favor de la prohibición de su distribución en Europa. El 15 de septiembre de 2010 el comité FDA (Food and Drug Administration) determinará el destino de la sibutramina como medicamento saciante. La decisión se basará en el nuevo ensayo clínico SCOUT (Sibutramine Cardiovascular Outcomes) y determinará su regulación. Ya en 1997 dos medicamentos de acciones parecidas (fenfluramina y dexfenfluramina) fueron retirados del mercado por provocar episodios cardiovasculares inesperados e hipertensión pulmonar primaria y desarrollar obesidad mórbida y mortalidad. El ensayo SCOUT trató unos 10.000 pacientes con sobrepeso u obesidad que tenían enfermedades cardiovasculares, diabetes mellitus tipo 2 o ambas y se escogieron al azar para tratarse con sibutramina o placebo además de participar en dietas individuales y programas de ejercicio durante una media de 3.4 años. El porcentaje de abandonos, como en la mayoría de ensayos de medicamentos para perder peso, fue alto (más de un 40%). El resultado no fue el esperado, pues el 11.4% de los pacientes tratados con sibutramina sufrieron incidentes cardiovasculares frente a un 10% de los que fueron tratados con placebo. La mayoría de incidentes fueron infartos de miocardio en pacientes con enfermedades cardiovasculares preexistentes. Los pacientes que sólo eran diabéticos no aumentaron el riesgo de sufrir episodios cardiovasculares. El aumento del riesgo en el ensayo SCOUT podría estar directamente relacionado con una presión arterial y un pulso más alto en pacientes tratados con sibutramina frente a los tratados con placebo. Por supuesto, la sibutramina no es el primer medicamento que ha tenido efectos adversos inesperados en el sistema cardiovascular. En Julio de 2010 la FDA determinó que la rosiglitazona, un medicamento para tratar la diabetes de tipo 2, aumentaba el riesgo de sufrir un fallo del corazón, isquemia aguda de miocardio e infartos de miocardio. Una historia turbulenta ocurrió con el rofecoxib, inhibidor de COX-2, incrementando el riesgo de infartos de miocardio y otros eventos tromboembólicos que ahora ya son bien conocidos. En ambos casos el efecto de estos medicamentos en pacientes con enfermedades cardiovasculares fue comprobado posteriormente a su aprobación. El grupo tratado con sibutramina perdió algo menos de 4 Kg. durante todo el proceso cosa que comporta un 4.5% del peso inicial (96Kg de media), valor inferior al que la FDA estipula para la eficacia de un medicamento para perder peso (5%). Además, perder estos 4 Kg. comportó un riesgo de 1 cada 70 pacientes (o 1 de cada 52 para aquellos que sabían al inicio del estudio que tenían alguna enfermedad CV) de sufrir un infarto de miocardio. El artículo de SCOUT concluyó que, basado en la información recogida, no había cambios en el uso clínico de la sibutramina y que se podía seguir usando en pacientes sin enfermedades CV preexistentes. La Agencia de Medicamentos Europea discrepó y en Enero del 2010 prohibieron el marketing de este medicamento en Europa. La explicación que dieron fue clara, los riesgos de la sibutramina eran más altos que los beneficios. La FDA ahora tiene que decidir sobre el futuro de éste medicamento. Lo que esta claro es que la sibutramina no mejora la pérdida peso de los pacientes y empeora los riesgos para aquellas personas que sufren enfermedades CV. Así pues será complicado conseguir algún argumento racional y creíble para mantener este medicamento en el mercado.
Palabras claves:
  • Diabetes Mellitus tipo 2
  • Episodios Cardiovasculares
  • Pérdida de Peso
  • Sibutramina

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.