Digest

Búsqueda por: principio activo, grupo terapeutico, enfermedad o problema de salud, síntoma, tipo de medicamento, tipo de paciente, tratamiento, efectividad, seguridad,...

Anticuerpos inmunoterapia corticosteroides estreñimiento diarrea Metamizol riesgo cáncer de mama Estatinas prevención efectividad Diabetes antineoplásicos diclofenaco dosificación ibuprofeno nivolumab trastuzumab naproxeno medicamentos biológicos cardiovascular seguridad mortalidad adultos ancianos pediátrico nutrición infección fúngica interacciones acné EPOC hemorragia vacunas herpes gota lorcaserina AINE antiinflamarios antibióticos melanoma  

Selecciona cualquiera de los campos bajo el cuadro de Texto si quieres afinar tu búsqueda. Es posible seleccionar más de un campo. P. ejemplo: Título+Resúmen+Palabras clave 

La sinusitis es la enfermedad resultante de la inflamación de la mucosa de uno o más senos paranasales, con la presencia o no de derrame en su interior. Generalmente se acompaña de inflamación de las fosas nasales, constituyendo la rinosinusitis.

Se clasifican en:

- Sinusitis aguda: duración de síntomas menor a 4 semanas.

- Sinusitis subaguda: duración de síntoma entre 4 y 12 semanas.

- Sinusitis crónica: signos y síntomas por más de 12 semanas.

- Sinusitis aguda recurrente: 4 ó más episodios en un año con resolución completa entre éstos.

La sinusitis puede ser de origen vírico, bacteriano o nosocomial. La clínica se caracteriza por la persistencia de síntomas de infección respiratoria, con congestión nasal, secreción nasal purulenta, dolor facial, fiebre, dolor dentario maxilar e hinchazón facial. Puede existir cefalea frontal o maxilar que típicamente empeora con la movilización cefálica, hiposmia, tos, etc.

El diagnóstico es fundamentalmente clínico. En general el uso de la radiología de senos no está indicado. EL TAC se reserva para el diagnóstico y seguimiento de complicaciones. Hasta el 70% de los pacientes resuelven la sintomatología espontáneamente. Se ha demostrado que el uso de antibióticos reduce el tiempo de enfermedad y produce una más rápida resolución de síntomas. Las medidas no farmacológicas incluyen los lavados con solución salina nasal, una hidratación adecuada y evitar la exposición al humo del tabaco.

El tratamiento farmacológico se basa en:

-Analgésicos: El Paracetamol es efectivo para aliviar el dolor y la fiebre, siendo el ibuprofeno una alternativa.

-Mucolíticos: No existen pruebas de la eficacia clínica de estos fármacos. El mantenimiento de una buena hidratación sigue siendo lo más recomendable.

-Descongestionantes: Disminuyen el edema nasal, mejoran la ventilación de las cavidades paranasales y facilitan el drenaje sinusal. Se incluyen muy a menudo en el tratamiento de la sinusitis. No deberían usarse más de una semana ya que pueden producir un efecto rebote.

-Antihistamínicos: No han demostrado ser eficaces en el manejo de la sinusitis aguda. En caso de sinusitis crónica con evidente componente alérgico puede considerarse.

-Corticoides: El uso de corticoides intranasales es controvertido.

-Antibióticos: La antibioterapia sólo debería utilizarse en el caso de sinusitis persistentes o graves. La diferenciación entre sinusitis vírica y bacteriana se determina por la duración e intensidad de los síntomas. La Amoxicilina es el antibiótico de elección. Como alternativa se empleará Amoxicilina-ácido clavulánico.

El tratamiento quirúrgico queda limitado a procesos que no ceden con tratamiento médico, en caso de complicaciones. Las técnicas empleadas comprenden la cirugía endoscópica, cada vez más usada, y las técnicas externas poco utilizadas actualmente.

Palabras claves:
  • Sinusitis

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestra News Letter, estará informad@ sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.