Digest

 

Para el TDAH (trastorno con déficit de atención e hiperactividad) la eficacia de la atomoxetina es semejante o ligeramente inferior a la del metilfenidato. Teniendo en cuenta los numerosos efectos adversos y el riesgo de complicaciones, infrecuentes pero graves puede dudarse de que la atomoxetina tenga un lugar en el tratamiento del TDAH. La atomoxetina está autorizada para tratamiento de niños y adolescentes que padezcan TDAH. La atomoxetina -molécula no estimulante- es un inhibidor altamente selectivo de la recaptación de la noradrenalina y posee una estructura muy similar a la de la fluoxetina. El metilfenidato inhibe la recaptación de la dopamina. Estudios: La atomoxetina se comparó con placebo en veinte estudios randomizados. Cerca de 2000 niños y adolescentes estaban incluídos en estos estudioos que duraron de 6 a 12 semanas. En 5 de estos estudios la atomoxetina se analizó en adultos. Todas las comparaciones con el placebo demostraron un efecto significativo sobre los síntomas del TDAH. En 406 niños se estudió el efecto a largo plazo (9 meses) del medicamento. Al fin de este período se observó una recaida en el 38% de los niños con placebo en comparación con 22% de los niños con atomoxetina. Se dispone de menos estudios comparando atomoxetina con metilfenidato. En un amplio estudio a doble ciego niños entre 6 y 16 años fueron tratados con los dos medicamentos o con un placebo. El parámetro de evaluación era una disminución al menos del 40% del ""ADHD Rating Scale"". Con el metilfenidato el parámetro fue del 56% de las personas tratadas, con la atomoxetina, menor (45%) y con el placebo sólo el 24%. En un estudio a doble ciego de menor envergadura el nivel de éxitos registrados fue del 81% con metilfenidato y del 77% con atomoxetina. Efectos adversos: -Anorexia, nauseas, pérdida de peso, problemas de crecimiento. Los efectos adversos gastrointestinales pueden ser temporales, durante los primeros días de tratamiento. Se puede considerar reducir la dosis y debe vigilarse el peso y altura utilizando las tablas de seguimiento del crecimiento. -Ictericia, signos de enfermedad hepática u obstrucción biliar. Interrumpir la medicación inmediatamente y pedir asistencia médica. -Autolesión o ideación suicida Vigilar la ideación suicida, deterioro clínico o de carácter y los cambios inusuales de comportamiento. -Somnolencia. Para solucionarlo administrar a diferente hora del día o reducir la dosis. -Disforia, agitación. Reducir la dosis y vigilar el efecto. -Taquicardia, hipertensión .Investigar y considerar la reducción de dosis o interrupción del tratamiento. -Síncope de sospechoso origen cardiaco Interrumpir la medicación inmediatamente y pedir asistencia médica. Interacciones La atomoxetina principalmente es metabolizada por el CYP2D6 contrariamente al metilfenidato. Así existe riesgo de interacción en caso de asociación con inhibidores del 2D6 (ej. paroxetina, fluoxetina). Puede ser necesario ajustar las dosis. Otras referencias: Pharma-Kritik 2009; 31 (3): 11-12 Prescrire 2009; 29 (312): 731-735 Pharmacist's Letter 2005; 21 (8): 10810
Palabras claves:
  • atomoxetina
  • Déficit de atención
  • eficacia
  • Hiperactividad
  • metilfenidato
  • TDAH

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.