Digest

 

Una dosis óptima de boceprevir (800 mg/8 h), añadida al tratamiento estándar de hepatitis crónica por VHC genotipo 1, aumenta de forma significativa la RVS tanto en regimenes de 28 como 48 semanas, en comparación con el tratamiento estándar (peginterferón alfa-2b / ribavirina). El tratamiento estándar de los pacientes infectados con el genotipo 1 del VHC consiste en la asociación de interferón pegilado y ribavirina durante 48 semanas, el cual permite obtener una respuesta virológica sostenida (RVS) de alrededor de un 50%. Boceprevir es un peptidomimético que inhibe a la proteasa NS3, formando un complejo covalente reversible, lo cual supone una actividad antiviral potente frente el sistema de replicación viral. Para evaluar la seguridad y eficacia de boceprevir junto al tratamiento estándar (peginterferón mas ribavirina) se diseñó el estudio SPRINT-1. En una primera parte de este estudio multicéntrico, 520 pacientes con infección por VHC genotipo 1 fueron asignados aleatoriamente a cinco grupos de tratamiento: el grupo control que recibió peginterferón alfa-2b (1,5 mcg/kg) y ribavirina (800- 1400 mg/día) durante 48 semanas; otros dos grupos recibieron peginterferón alfa-2b y ribavirina durante 4 semanas, seguido de peginterferón alfa-2b, ribavirina y boceprevir (800 mg/8 h) durante 24 semanas o durante 44 semanas; los dos últimos grupos recibieron peginterferón alfa-2b, ribavirina y boceprevir durante 28 ó 48 semanas. La variable primaria de eficacia fue la respuesta virológica sostenida (RVS), es decir, la proporción de pacientes con niveles indetectables de RNA del VHC, a las 24 semanas de finalizar el tratamiento. En los 4 grupos de pacientes que recibieron boceprevir las tasas de RVS registradas fueron más altas que el control. En cuanto al perfil de seguridad de boceprevir, los efectos adversos más frecuentes fueron fatiga, anemia, nausea y dolor de cabeza, un perfil en general similar al del grupo control. Sin embargo, las tasas de disgeusia y anemia fueron mayores en los grupos que tenían boceprevir incluido en su terapia. Se registró una tasa de interrupción del tratamiento mayor en dichos grupos respecto al grupo control. Interrupciones atribuibles a efectos adversos en los grupos de boceprevir fueron de un 9 a 19%, mayores a las del grupo control (8%). Los autores concluyeron que este ensayo muestra que una dosis óptima de boceprevir (800 mg/8 h), añadida a el tratamiento estándar de hepatitis crónica por VHC genotipo 1, aumenta de forma significativa la RVS tanto en regimenes de 28 como 48 semanas, en comparación con el tratamiento estándar (peginterferón alfa-2b / ribavirina). Se esta llevando a cabo un estudio gracias al cual es espera definir el mejor régimen con este nuevo antiviral para tratar a estos pacientes.
Palabras claves:
  • Boceprevir
  • Hepatitis C
  • Peginterferón alfa-2b
  • Ribavirina

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.