Digest

 

Se conoce como síndrome del ojo seco el trastorno caracterizado por una cantidad insuficiente de lágrima. Este déficit es más frecuente a edades avanzadas, durante el embarazo, la posmenopausia y en mujeres que toman anticonceptivos. Afecta más a mujeres que a hombres. Ciertas actividades realizadas durante períodos prolongados, como leer, escribir o trabajar delante de la pantalla del ordenador contribuyen a deshidratar la película lagrimal. Una persona parpadea un promedio de ocho veces por minuto, pero este promedio disminuye notablemente cuando realizamos alguna de las actividades ya mencionadas. El aire acondicionado, una calefacción demasiado fuerte, el viento son, a menudo, también factores que favorecen la aparición de esta afección. Las lentes de contacto pueden aumentar de manera importante la evaporación de las lágrimas. También los pacientes sometidos a cirugía refractiva suelen ser un colectivo que necesita con frecuencia au aporte extra de lágrimas. Existe una enfermedad inmunológica, síndrome de Sjogren, que se caracteriza por la inflamación y sequedad intensa de la boca, ojos y otras membranas mucosas. Es importante recordar que algunos medicamentos como ansiolíticos, antidepresivos, antihistamínicos, pueden causar sequedad ocular como efecto secundario. Hay varias pruebas rápidas con las que los oftalmólogos pueden medir la producción de lágrima. Solo en los casos más graves se recomienda la cirugía que consiste en cerrar permanentemente los conductos que drenan las lágrimas a la nariz para permitir que siempre haya una buena cantidad de lágrima en los ojos. En el resto de casos, que son mayoría, es suficiente usar algún colirio humectante y seguir una serie de consejos como usar humidificadores, descansar cada cierto tiempo cuando estamos ejerciendo intensamente la vista o quitarnos las lentillas si notamos el ojo seco.
Palabras claves:
  • Sequedad ocular
  • Síndrome del ojo seco
  • Humectantes
  • Lubricantes

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.