Digest

 

Los pacientes con fibrilación auricular tienen un riesgo muy alto de sufrir un infarto y éste aumenta o disminuye según la presencia o ausencia de factores de riesgo graves. Con estos factores de riesgo se han desarrollado los esquemas de estratificación para el riesgo trombo embolico (bajo, medio, alto). Diversas guías recomiendan el tratamiento con antagonistas de la vitamina K o aspirinas según el esquema de estratificación. Las tablas más usadas para realizar el esquema de estratificación y así predecir el trombo embolismo son los puntos de la tabla CHADS2 (influencia cardíaca congestiva, hipertensión, >75 años, diabetes, infarto previo) y los puntos de la CHA2DS2-VASc (CHA2DS2- enfermedad cardiovascular, 65-74 años, sexo). Se realizo un estudio de cohortes basado en el registro. El estudio se hizo en Dinamarca entre el 1997-2006 en 121.280 pacientes que sufrían fibrilación auricular. El 60.6% de los pacientes terminó el estudio. Los pacientes que fueron clasificados en el grupo de bajo riesgo tuvieron un ratio de 1.67/ 100 personas de sufrir un trombo embolismo por año con la puntuación de la CHADS2 y de 0.78/100 persona año con la puntación de la CHA2DS2-VASc. En el grupo de riesgo medio los ratios fueron e 4.75 para la primera tabla y 2.01 para la segunda. El estudio obtuvo que la segunda tabla (CHA2DS2-VASc) se comportaba mejor que la primera (CHADS2) en cuanto a la clasificación de los pacientes en los grupos de riesgo de sufrir un infarto. El estudio concluye que el esquema de estratificación depende de los riesgos que se contemplen en la tabla elegida. Sin embargo en éste estudio, el más amplio en este campo jamás realizado, ha demostrado que la CHA2DS2-VASc se ha comportado mejor que la CHADS2 al predecir mejor los pacientes con riesgo alto e identificaron a aquellos que realmente tenían un bajo riesgo de sufrir trombo embolismo.
Palabras claves:
  • Trombo embolismo
  • Fibrilación auricular
  • Infarto
  • Puntuación CHADS2
  • Puntuación CHA2DS2-VASc
  • Factor riesgo

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.