Digest

 

Estudios evidencían una asociación entre paracetamol y ASMA, pero varios de ellos adolecen deficiencias metodológicas. Además, una sociación no prueba en ningún caso una relación causa efecto, por lo que, de momento, no es necesario ni justificado un cambio de actitud en lo que concierne al uso de antipiréticos en bebés y niños pequeños. En los últimos años han sido publicados varios estudios que sugieren que la ingesta frecuente de paracetamol durante el embarazo o la infancia, podría favorecer la aparición de ASMA. MECANISMO. Una de las hipótesis plausibles seria la disminución dosis dependiente de los Stoks de glutattion generados por la toma de paracetamol, que disminuye la capacidad del cuerpo para controlar el stress oxidativo y lleva, finalmente, a reacciones inflamatorias como las presentadas por los pacientes que sufren ASMA. ESTUDIOS DE COHORTE PROSPECTIVOS. Los resultados de los estudios de cohorte prospectivos deben tomarse en consideración. Uno de ellos que incluyó a 620 niños con antecedentes familiares de alrgia (reclutados antes de nacer y seguidos hasta los 6-7 años), mostró un aumento estadísticamente significativo del riesgo de ASMA asociado a la frecuencia de uso de paracetamol (OR 1.18, IC95% 1.00-1.39 al duplicar los dias de uso). Sin embargo, esa asociación desapareció después de ajustar la historia de infecciones respiratorias y cuando el paracetamol se utilizó restrictivamente en infecciones no respiratorias. ESTUDIOS TRANSVERSALES. Estudio de observación epidemiológica realizado en una población determinada y en un momento determinado (como una ""fotografía"" de un problema de salud). Una primera fase del estudio ISAAC III (International Study of Asthma and Allergy in Childhood) que incluye más de 200.000 niños de entre 6-7 años ha mostrado que: -La utilización de paracetamol durante el primer año de vida se asoció a un aumento de los síntomas del ASMA a los 6-7 años (OR 1.46; IC95% 1.36-1.56). -El uso de paracetamol dentro de los 12 últimos meses fue asociado a un aumento dosis-dependiente de los síntomas de ASMA (OR 1.63; IC95% 1.46-1.77 et 3.23; IC 95% 2.91-3.60 por un uso medio elevado vs el no uso). Una segunda fase del estudio que incluye más de 300.000 adolescentes de 13-14 años ha mostrado, igualmente, un aumento dosis-dependiente de los síntomas de ASMA con la utilización de paracetamol durante los últimos 12 meses (OR 1.43; IC95% 2.33-2.70 por un uso medio elevado vs el no uso). COMENTARIOS DE LOS EXPERTOS: De momento no parece necesario cambiar la actitud habitual en lo que concierne al tratamiento con paracetamol en casos de fiebre o de dolor en bebés y niños pequeños. Sería necesario disponer de datos de mayor calidad para valorar si el paracetamos provoca ASMA, en particular de los estudios de cohorte prospectivos que comparen paracetamol con otros antipiréticos como Ibuprofeno. LIMITES. Los estudios transversales van siempre atados a problemas metodológicos como la imposibilidad de diferenciar el vínculo temporal, el sesgo de información (sesgo de recuerdo), etc… Además, las infecciones de las vías respiratorias son de lejos el factor más importante desencadenante del ASMA. Dado que esas infecciones respiratorias van asociadas a menudo a fiebre, no es sorprendente que podamos encontrar una asociación estadísticamente significativa entre el uso de paracetamol y la incidéncia de la obstrucción respiratoria. Lo contrario sería sorprendente. Otras referencias: The Lancet 2008; 372: 1039-1048 British Medical Journal 2010; 341: c4616 Paediatrica 2008; 19 (5): 47 Pharmacist's Letter 2010; 26: 261010 Minerva Evidence-based medicine - Glossaire . Mieke van Driel, Pierre Chevalier: Minerva asbl; 2008
Palabras claves:
  • Paracetamol
  • ASMA
  • niños

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.