Digest

 

La OMS estima que el 20% de individuos del mundo convive con algún grado de dolor crónico. Sólo en USA el dolor es la razón más común de consulta médica. I, como pone de manifiesto el último informe de ""HUMAN RIGHTS WATCH"", millones de personas con enfermedades graves sufren innecesariamente por no tener acceso a los cuidados paliativos. En ""The Lancet today"" se han publicado una serie de guías clínicas centradas en los tratamientos postoperatorios, del dolor crónico no canceroso, y del dolor crónico en cáncer con el fin de dar una visión general del desarrollo actual de los tratamientos. En el primer artículo se ofrecen las últimas perspectivas en varias esferas importantes en el tratamiento del dolor agudo postoperatorio. Los autores afirman que el dolor postoperatorio sigue siendo poco controlado en pacientes adultos y pediátricos, a pesar del establecimiento de nuevas normas y directrices para el tratamiento y los avances en la investigación. La analgesia local no sólo puede proporcionar el alivio del dolor más eficaz que la analgesia sistémica después de una operación, sobre todo en pacientes de alto riesgo, sino que también puede mejorar los resultados de algunos pacientes (por ejemplo, la reducción del riesgo de infarto de miocardio y el regreso más rápido de la función intestinal con el uso de la analgesia epidural). Nuevos fármacos analgésicos y técnicas, tales como formulaciones de liberación prolongada o sostenida que prolongan la duración del alivio del dolor, también ofrecen la posibilidad de una mejor gestión. Y el uso de más de una clase de medicamentos analgésicos o técnica al mismo tiempo-analgesia multimodal o complemento de las terapias complementarias pueden ser prometedores en el futuro. En un segundo artículo destacaron que esa combinación de los tratamientos disponibles también podría ser la medida más apropiada en el manejo del dolor crónico no canceroso. A pesar de los avances en la comprensión de la neurofisiología y la psicología del dolor, el uso de los tratamientos disponibles solo, es insuficiente para eliminar el dolor crónico, en gran parte debido a la complejidad de la experiencia, lo que implica factores fisiológicos, emocionales, cognitivos, sociales y ambientales. Sin embargo, se necesita más investigación para identificar cuál es la combinación de tratamientos que más beneficiaría a los pacientes. El diálogo con los pacientes para explicar las limitaciones del tratamiento y manejar las expectativas de alivio del dolor seguirá siendo importante en la ausencia de tratamientos más efectivos para el dolor crónico. El tratamiento del dolor crónico ha mostrado mejores resultados para los pacientes con cáncer cuando se cumplen las directrices, pero a menudo no es así. Es preocupante que alrededor del 43% de los pacientes con cáncer recibe cuidados inadecuados para el dolor. En el documento final de la serie, se describe el manejo del dolor crónico en pacientes con cáncer activo como un elemento esencial en una estrategia integral de cuidados paliativos y un reto continuo para los sistemas de salud en todo el mundo.
Palabras claves:
  • Analgésicos
  • Dolor
  • Dolor agudo
  • Dolor crónico
  • Manejo
  • Tratamiento

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.