Digest

 

Dapaglifozin es un fármaco que pertenece a una nueva clase de antidiabéticos orales (ADOs): los inhibidores del cotransportador de sodio-glucosa tipo 2 (SGLT2). Se basa en un nuevo mecanismo de acción al inhibir de forma potente, selectiva y reversible el receptor SGLT2, lo cual provoca un aumento de la excreción renal de glucosa y, como consiguiente, una disminución de la glucosa plasmática independientemente de la acción de la insulina. La inhibición crónica de SGLT2 con dapaglifozin produce una disminución de la producción hepática de glucosa, un aumento de la sensibilidad de la insulina y una mejoría de la morfología de las células ? pancreáticas. Además, dapaglifozin disminuye el peso corporal de forma dosis-dependiente al producir pérdida calórica debido a la glucosuria y al efecto diurético osmótico. En cuanto a los parámetros farmacocinéticos, dapaglifozin tiene una absorción oral rápida, una alta unión a proteínas plasmáticas (91%) y una larga semivida (13,8 ± 9,4h), permitiendo una dosis única diaria. El metabolismo es principalmente por vía hepática, a través de UGT1A9, y se ha comprobado que no existen interacciones entre dapaglifozin y los sustratos del citocromo P450 ni la glicoproteína P. Al ser la excreción renal una vía de eliminación minoritaria, no requiere ajuste de dosis en caso de insuficiencia renal. Los ensayos clínicos fase II y III han demostrado que dapaglifozin es un fármaco seguro y efectivo para el tratamiento de la diabetes tipo 2. En tratamientos de entre 12 y 24 semanas, la reducción de la hemoglobina glicosilada fue de entre 0,54 y 0,89% cuando se administró en dosis única diaria (tanto en monoterapia como al añadirlo al tratamiento con otros ADOs con o sin insulina) en pacientes diabéticos tipo 2. Además, produjo un efecto diurético osmótico que se tradujo en una disminución del peso corporal total (~ 2-3 kg) y de la presión sanguínea (sistólica 2-5 mmHg y diastólica 1,5-3 mmHg) e incrementos en el hematocrito (1-2%). En cuanto al perfil de efectos adversos, los ensayos clínicos han demostrado que dapaglifozin tiene un buen perfil de seguridad con tasas de hipoglicemia similares al comparador y que no produce alteraciones electrolíticas, hepatotoxicidad o nefrotoxicidad. Sin embargo, la frecuencia de aparición de infecciones genitales y del tracto urinario (ITUs) fue superior a placebo (2-13% frente a 0-8%). Con este fármaco, se abre un nuevo camino para el tratamiento de la diabetes, especialmente en aquellos pacientes en los que los ADOs actuales no les permiten conseguir una cifra de glicemia adecuada o presentan efectos adversos.
Palabras claves:
  • ADOs
  • dapaglifozin
  • diabetes mellitus 2.
  • inhibidores de SGLT2
  • SGLT2

Nuestro objetivo es ofrecer a los profesionales de la salud una actualización constante sobre la información científica basada en la evidencia necesaria en su actividad profesional. 

Cada semana, a través de nuestro News Letter, estará informado sobre los nuevos artículos-resúmen que se incorporarán a la Base de datos.