Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Marzo de 2000 (13)

El imiquimod, modificador de la respuesta inmunitaria, indicado para el tratamiento de las verrugas genitales y perianales causadas por papilomavirus humano. Las verrugas venéreas o genitales o condilomas acuminados se encuentran en el ano o zona perianal, pene, vulva o vagina. Suelen manifestarse como pequeñas verrugas de color gris claro que pueden proliferar alcanzando un gran tamaño. En algunos casos provocan prurito y sangrado. Una vez instauradas las primeras verrugas es impredecible la evolución porque pueden desaparecer, estabilizarse o crecer de forma variable. La posología de imiquimod es 12.5mg 3 veces a la semana durante 16 semanas. El coste del tratamiento es elevado. Los efectos adversos descritos son eritema, picor, erosiones, sensación de quemazón, edema, induración y úlceras cutáneas sobre la zona tratada. La forma farmacéutica de imiquimod son sobres monodosis, ello impide la contaminación del resto de producto no utilizado y la autoinoculación. Esto debe tenerse en cuenta porque el papilomavirus humano es un agente muy infeccioso. Hasta ahora no había un tratamiento farmacológico para las verrugas genitales satisfactorio. Los productos utilizados como podofilotoxina y el ácido tricloroacético eran muy agresivos produciendo molestias y abrasiones que conducían al incumplimiento del tratamiento. El imiquimod parece ser un fármaco eficaz y seguro para el tratamiento del condiloma acuminado. Tiene un perfil terapéutico diferente a lo conocido hasta ahora, actúa modificando la respuesta inmunitaria, no ejerciendo un efecto directo sobre el agente etiológico.
Palabras claves:
  • DOSIS
  • EFECTOS-ADVERSOS
  • EFICACIA
  • ALTERNATIVAS
  • INDICACION
  • POSOLOGIA
  • CONDILOMA
  • FORMULACION

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.