Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Septiembre de 2000 (18)

La diabetes afecta a más de 140 millones de personas en el mundo, el 90% de ellos presentan diabetes tipo 2 (no insulina-dependiente). Cerca de 3 millones de personas mueren cada año en el mundo por complicaciones de la diabetes. Los aspectos fundamentales de la terapia siguen siendo el ejercicio y la reducción de peso. La terapia farmacológica ha mejorado poco tras la introducción de la insulina en los años 20 y de los antidiabéticos sulfonamidas y biguanidas en los años 50. La aparición de las ""glitazonas"" puede suponer un avance importante. Este nuevo grupo de antidiabéticos actúa sensibilizando la insulina incrementando su acción, como consecuencia disminuye la glucosa en sangre y la hemoglobina glicosilada. Su efecto es sinérgico con los hipoglicemiantes que presentan distinto mecanismo de acción (por ej. metformina, sulfonilureas e incluso insulina). Aproximadamente un cuarto de los pacientes no responde a este grupo de fármacos, la mayoría son obesos y presentan resistencia a la insulina. Los regímenes combinados podrían convertir algunos de estos pacientes en sensibles al tratamiento. Los fármacos del grupo actualmente disponibles en USA son troglitazona, rosiglitazona y pioglitazona. Los efectos adversos más importantes observados son a nivel hepático, éstos pueden ser graves con la troglitazona (lo cual ha hecho plantear a la FDA su retirada del mercado) y menos frecuentes con los otros dos fármacos del grupo; durante el tratamiento se recomienda monitorización de las pruebas de función hepática. La troglitazona y pioglitazona inducen el citocromo P450 hepático, por lo tanto existe riesgo de interacciones con fármacos metabolizados por este citocromo tales como eritromicina, cimetidina, astemizol, cisaprida, calcio-antagonistas, ciclosporina, corticoides, estatinas, tacrolimus y midazolam.
Palabras claves:
  • EFICACIA
  • INTERACCIONES
  • COMPARACION
  • ASOCIACION
  • EFECTOS-ADVERSOS
  • SEGURIDAD

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.