Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Enero de 1992 (3)

El foscarnet, un antivírico sintético, ha sido aprobado por la FDA para el tratamiento por vía i.v. de la retinitis por citomegalovirus (CMV), afección que atañe hasta al 30% de los pacientes atacados por el SIDA y que a menudo provoca la ceguera. En Europa el foscarnet está disponible en los hospitales. Hasta ahora el tratamiento de la retinitis por CMV se basaba en otro antivírico, el ganciclovir (CYMEVENE°), pero muchos pacientes cuyo SIDA estaba siendo tratado con zidovudina (RETROVIR°) no podían tolerar la toxicidad hematológica combinada de ambos productos. El foscarnet podría ser una alternativa interesante para estos pacientes, porque generalmente tiene un escaso efecto mielosupresor. También se ha mostrado eficaz en algunos pacientes con retinitis por CMV resistente al ganciclovir. En las demás situaciones el foscarnet no se considera el medicamento de primera elección para la retinitis por CMV, ya que, aunque parezca tan eficaz como el ganciclovir para controlar la infección, se suele soportar peor (nefrotoxicidad, hipocalcemia, náuseas, convulsiones, neuropatías, arritmias...) y es más caro. Al igual que el ganciclovir el foscarnet no elimina el virus y el tratamiento de mantenimiento debe proseguirse indefinidamente.
Palabras claves:
  • ASOCIACION
  • GANCICLOVIR
  • ALTERNATIVAS
  • ELECCION
  • ZIDOVUDINA
  • TOXICIDAD
  • EFECTOS-ADVERSOS
  • ADMINISTRACION
  • SIDA
  • COSTE

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.