Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Enero de 1991 (2)

Está establecido que un tratamiento antihipertensivo es interesante en las personas que tienen menos de 70 años. En Suecia se ha realizado un estudio multicéntrico, randomizado, a doble ciego con 1627 hipertensos de ambos sexos de edades entre 70 y 84 años para determinar si un tratamiento antihipertensivo modificaba la frecuencia de accidentes vasculares cerebrales (AVC) y de infarto de miocardio, mortales o no, así como de otras causas de muerte de origen cardiovascular. 812 pacientes recibieron una toma diaria de beta-bloqueante y/o de diurético y los 815 restantes recibieron un placebo. El tiempo medio del estudio fue de 25 meses. En el grupo tratado la presión arterial disminuyó de manera significativa (167/87 mmHg contra 186/96 mmHg en el grupo placebo). También se redujo en el grupo tratado el número de infartos, AVC y otras muertes de origen cardiovascular (58 contra 94 en el grupo placebo), así como la mortalidad global (36 muertes contra 63). No se observó ningún efecto adverso grave. Según los autores, este estudio demuestra que los beneficios de un tratamiento antihipertensivo por diuréticos o beta-bloqueantes en pacientes de 70 a 84 años son, por lo menos, tan evidentes como en los pacientes jóvenes o de mediana edad.
Palabras claves:
  • ANCIANOS
  • EFICACIA
  • EVALUACION
  • VENTAJAS
  • TRATAMIENTO
  • RIESGOS
  • HIPERTENSION

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.