Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Enero de 1996 (7)

La aplasia medular es una insuficiencia cuantitativa de la hematopoyesis en el seno de la médula ósea, que provoca una pancitopenia (anemia aplástica + trombocitopenia + neutropenia ). Existen múltiples causas posibles (congénitas, tóxicas (en especial por derivados del benzeno), inmunológicas, víricas), pero muchas veces no llegan a determinarse. Al contrario que la mielosupresión transitoria (inducida por los anticancerosos, por ej.), la aplasia medular crónica no remite nunca por completo de forma espontánea. Las complicaciones infecciosas y las hemorragias condicionan el pronóstico vital. En las personas jóvenes (<45 años), el tratamiento de primera elección de la aplasia medular es el trasplante de médula ósea (¸ 75% de probabilidades de supervivencia a largo plazo). Si el trasplante está contraindicado o es imposible (falta de donante) se recurre a un tratamiento inmunosupresor con inmunoglobulina antilinfocitaria, asociada o no a corticoides (¸ 60% de supervivencia a largo plazo). En algunos ensayos clínicos la ciclosporina (5-12 mg/kg/d) ha demostrado una eficacia comparable a la de este tratamiento. A pesar de su limitada evaluación y del riesgo de efectos adversos, a veces graves (nefrotoxicidad), está ya considerada como un recurso potencial útil para esta afección grave.
Palabras claves:
  • EFECTOS-ADVERSOS
  • INDICACIONES
  • CAUSAS
  • DOSIS
  • DOSIS
  • EFICACIA
  • EVALUACION
  • INMUNOSUPRESORES
  • ALTERNATIVA

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.