Sesión Bibliográfica Semanal. 01 de Enero de 1997 (8)

La enfermedad celíaca se caracteriza por una atrofia de la mucosa del intestino delgado que mejora o se normaliza con una dieta sin gluten. Su presentación clínica incluye diarrea, pérdida de peso y debilidad. Es frecuente que también se asocie un síndrome de malabsorción. Los desencadenantes mayores de la enfermedad celíaca son los cereales trigo, centeno y cebada. No existe evidencia de que la avena sea perjudicial para la enfermedad celíaca. Un adulto con enfermedad celíaca puede tolerar 50 g de avena al día sin recaídas ni efectos adversos intestinales. El arroz y el maíz no inician el proceso. El tratamiento consiste en una dieta sin gluten, raramente son necesarios los corticoides.
Palabras claves:
  • GLUTEN
  • CEREALES
  • DIETA

NewsLetter de abstracts redactados por expertos del programa y con la colaboración de profesionales de la salud que trabajan en diferentes ámbitos asistenciales.